Dignos de recordar

Por: Celia Saldívar Odio/ DECOM

De cómo las personas se convierten en héroes, y de las cosas asombrosas que hacen, están llenas las páginas de los libros y las memorias de los pueblos. Existen condiciones inherentes a la heroicidad: la valentía, bondad, solidaridad, el desinterés, altruismo, la resistencia, fidelidad y honradez, son algunas de ellas. Cuando se anteponen los intereses o el bienestar de los demás al propio, cuando se está dispuesto a dar la vida por otra persona, aún sin tener otro vínculo que el de ser humanos, es imposible no convertirse en héroe.

En estos últimos meses han surgido muchos héroes en nuestra patria, son más de los que se pueden relatar, sus actos siempre se honrarán y nunca se olvidarán, porque a ellos más de un pueblo les debe la vida. En primer lugar hay que resaltar a los miles de médicos, enfermeras y personal de salud en general, cuyo esfuerzo, valentía y sacrificio son de extrema valía, para ellos todo el aplauso y amor de parte de los cubanos y el mundo entero.

Otros miles de trabajadores, héroes de estos tiempos, han estado detrás de aspectos sensibles de la vida en estos momentos difíciles, contribuyendo al bienestar de los demás, reajustando sus propios horarios, costumbres y vínculos familiares. Asumiendo con disposición, compromiso, y desempeñando decorosamente su labor en nuevos puestos de trabajo, que requirieron el desarrollo de habilidades sociales y profesionales, así como cambios en la percepción de sí mismos.

Los estudiantes universitarios también han tenido un rol importante en esta etapa, dedicados, con entereza, repartiendo amabilidad y optimismo; desde siempre, la juventud ha estado participando o liderando procesos esenciales en nuestra revolución. Por doquier se crecen héroes, gigantes anónimos, que no esperan más gratificación que el bienestar de todos, en cada casa hay un miembro de la familia arriesgándose por los demás, en cada barrio hay quienes están colaborando con algo o a alguien, llegando a cada persona a cada rincón que se necesite.

La historia de los pueblos también está colmada de héroes sin nombre, a quienes deben la oportunidad de vivir.  Gracias a cada cubano podemos decir que esta vez también venceremos. Formamos parte de una historia de resistencia y triunfo que en el futuro estaremos orgullos de trasmitir a las nuevas generaciones. Cada uno de nosotros ha tenido que crecer, enfrentando ansiedades, temores, añoranzas. Hemos sido valientes, solidarios y altruistas. Hemos resistido y enfrentado las dificultades, aprendido nuevos modos de disfrutar, comunicarnos y querernos. Seguro atesoramos actos también dignos de recordar, de glorificar, que no hemos contado a nadie, batallas intensas que a nivel personal ganamos y seguimos ganando. Así, como gigantes, también aportamos a la patria nuestra generosidad, alegría, lealtad, paciencia, bondad, y con cada uno de nosotros Cuba seguirá adelante.

Impactos: 679

PHP Code Snippets Powered By : XYZScripts.com