La escafandra y otros textos

Por: Yasnier Hinojosa
Creadas entre otras razones para asegurar que las personas se aíslen por completo del aire contaminado que podríamos respirar en un entorno de potencial contagio, las escafandras médicas, se convierten en un invento útil y necesario para el personal de la salud y voluntarios en tiempos que el mundo enfrenta una enfermedad respiratoria como la Covid -19.
Aunque con lejana similitud al primer diseño de Leonardo da Vinci, o a prototipos y modelos como los creados por el abad francés Jean-Baptiste de La Chapelle, Augustus Siebe , John Lethbridge o el español Emilio Herrera; estas escafandras conservan el principio de quienes la portan puedan irrumpir en entorno hostiles con bastante seguridad.
-Cómodas no son- me confiesa alguien – Vuelve tus pasos más tropezosos, incómodos los movimientos _dice otro -…y con el calor de estos días, imagínate, pero hay que entrar blindado.
De varios muros voy tomando fotos de personas con este peculiar atuendo, realizando tareas de salvar vidas y pienso que más allá de la función preservadora, las escafandras médicas, tienen otro papel que es más sutil y sensible, permiten estar cerca del corazón de los que se enferman.
Si de bárbaros se trata
Ante que me pase con ficha, según la RAE los vocablos bárbaro o bárbara en muchas de sus acepciones semánticas están vinculado a fieros , crueles , salvajes, temerarios, incultos, toscos …otras en cambio hacen referencia a lo extraordinario, lo excelso, lo magnifico…esas divergencias en cuanto a los significados puede crear diversas confusiones; tanto a los que tengan por castiza la lengua de Cervantes como a los que no la tengan …De modo coloquial usted puede escuchar – estuve toda la mañana en una cola bárbara- -¡Qué chofer más bárbaro!…para la comprensión de ambas expresiones se requiere en primer lugar ubicar al oyente en un contexto y situación.
Pues si se refiere en el primer de los casos a la colita organizada que tuve que hacer hoy para alcanzar determinados productos, se alude a lo MAGNÍFICO, pues colas de ese tipo están en peligro de extinción…en el caso de la segunda expresión, si se refiere a un conductor de vehículo apurado que casi me atropella cuando salía de mi casa …se trata de un SALVAJE, que no sé dónde le dieron la licencia de conducción
Converso con un periodista por celular y me pregunta por cómo van las cosas por la Universidad y le cuento de cómo desarrollamos el proceso docente, las alternativas que hemos tomado, cómo marchan los vínculos con empresas de territorio; parloteo también sobre las construcciones que se realizan y de las labores en el hospital de campaña, la inserción en las labores productivas, los resultados de nuestros estudiantes en eventos deportivos, de los resultados en la ciencia y la innovación, de cómo hacemos Patria…del otro lado del auricular escucho – Ustedes sí son unos bárbaros- entonces no tengo dudas a cuál de las acepciones se refiere.
P/D Por cierto mientras escribo este post, recuerdo que en el edificio B, atendiendo a pacientes enfermos de COVID-19 hay un profe que se llama Bárbaro de la facultad de Ciencias de la Cultura Física y ha estado ya en varias ocasiones realizando estas labores:- !Qué Bárbaro!
Alejandro y Lizdania
Alejandro y Lizdania, no coincidieron conmigo en espacio pero sí temporalmente en el centro de aislamiento, ellos estaban en el edificio B, y yo en otro; conocíamos de sus labores solo por las redes sociales…Karlita, les cuchichaba por WhatsApp todo cuanto nos acontecía; supongo que del otro lado pasaba lo mismo …
Sobre la constancia, disciplina y tesón de ambos en la tarea no había quejas, solo elogios …creo haberle escuchado una vez a Marlén, quien tuvo la oportunidad de tenerlos en su equipo de trabajo decir: -Son, unos “mulos trabajando”-en el buen sentido de la palabra …lo cierto es que cuando los volvieron a llamar para que mostraran su disposición para incorporarse a las labores del hospital de campaña, ya todos estábamos convencidos que iban a dar un sí.
-¡Profe…!- me dijo, él al tropezármelo, minutos antes de incursionar por cuarta ocasión en tan humana tarea…entonces me disculpé de no haberlo reconocido, se había cortado la frondosa mata de pelos que había ostentado hasta la fecha.
Por un instante pensé en el pasaje bíblico de Sansón, que el día que le cercenaron el cabello, perdió todo el poder…luego se me fue borrando la idea, pues la verdadera fuerza de Alejandro la tiene por dentro, en el corazón.
Luego, junto a Lyce, Aylen, Yaremis y otros montados en un Bucéfalo imaginario cruzando la línea roja.

Impactos: 0

PHP Code Snippets Powered By : XYZScripts.com